¿Cómo ahorrar energía todo el año en un piso de alquiler?

¿Cómo ahorrar energía todo el año en un piso de alquiler?

energia barcelona

 

 

Ahorrar energía no es algo que esté restringido únicamente a los propietarios de viviendas.
Los inquilinos que están de alquiler también pueden plantearse sumarse a esta filosofía,
que no solo beneficiará al medioambiente, también a su bolsillo. Ya que aunque estén de
alquiler son ellos los que deben pagar la factura de la luz.

Ahorra de la mano de tus tarifas eléctricas

El primer paso para ahorrar energía es revisar las tarifas eléctricas. Puede que las
necesidades energéticas de nuestra casa hayan variado y ya no necesitemos la misma
modalidad o que nunca hayamos revisado si nuestra tarifa se adapta a nuestro consumo.
Por ello es importante definir el consumo real y las demandas de cada vivienda, solo así
podemos saber qué compañía de luz contratar. No se trata únicamente de ver cuál ofrece
el kWh más barato o cuál ha sido catalogada como la compañía de luz más barata de 2019.
Si lo deseas puedes escoger las compañías de luz más baratas pero lee atentamente la
letra pequeña y ten en cuenta en todo momento tu consumo para saber definitivamente cuál
te conviene. Es el momento también de revisar si la potencia contratada es elevada, si es
así al bajarla ahorraremos también, puesto que esto supone un precio fijo en cada factura.

Para encontrar las mejores comercializadoras para tu suministro puedes utilizar un
comparador. Te pedirá, entre otros datos, que apuntes dónde vives para ofrecerte aquellas
que trabajan en tu zona, por ejemplo si eres de Barcelona estarán presentes Endesa,
Holaluz, Podo, Iberdrola… Este filtro se utiliza sobre todo porque las comercializadoras
pequeñas no llegan a todas las partes de España, en Barcelona la oferta es mucho más
amplia. Ante cualquier duda, antes de contratar es conveniente llamar al teléfono gratuito
de Endesa o de la comercializadora elegida.

 ¿Dónde ahorrar energía en tu piso de alquiler?

Al buscar la mejor tarifa de luz para tu hogar ya notarás un ahorro, pero no queremos que te
conformes. El abanico de posibilidades para reducir tu consumo energético es amplio. Aquí
te damos unas cuantas ideas:
– Electrodomésticos eficientes: trabajan igual y consumen muchos menos
– Luces LED: gastan un 80% menos de energía que las tradicionales
– Aprovecha al máximo la luz natural
– Mejorar el aislamiento, si no quieres hacer ninguna reforma puedes utilizar:
alfombras, cortinas, burletes…
– Utilizar programas eco y fríos en lavadora y lavavajillas
– No dejar aparatos en standby, colocar regletas te ayudará a controlar este gasto
– Aprovechar el calor residual si contamos con una vitrocerámica para cocinar
– Cocinar en ollas de presión, se reduce en un 70% el consumo energético
– Priorizar el microondas en vez del horno, hay platos que se hacen de la misma
forma en el primer electrodoméstico
– Ventilar por las mañanas
– La plancha suele consumir bastante energía, por ello se recomienda que cuando se
utilice sea para planchar la ropa de toda la semana. No cada día 5 minutos
– No modificar el termostato y que se mantenga en 21º. Cada grado es un 8% más de
gasto
– Duchas de 5 minutos en vez de baños
– Reciclar
– Reutilizar objetos y hacerlos con tus propias manos (muebles, decoración…)
Si quieres saber otras buenas prácticas para el ahorro de energía no te pierdas este artículo
de Facua.

People Are Also Reading



Back